Categorías
NC Courage

NC Courage y el contraataque: un arma perfecta

Con una presión alta y una ejecución perfecta, NC Courage tiene en la contrapresión y el contraataque al arma perfecta para seguir dominando en la NWSL

No vamos a descubrir nada diciendo que NC Courage es el equipo más dominante de la liga en los últimos años, un equipo cuasi perfecto por donde se lo mire, predominando en prácticamente todos los aspectos del juego. Defensa, creación, ataque, todo bien ejecutado.

Pero por ahora vamos a centrarnos en uno de los elementos más importantes del juego de las actuales campeonas: el contraataque.

En la dinámica actual del fútbol femenino, aquellas con mejor preparación física son las que logran dominar las facetas del juego. Las jugadoras que pueden tener acceso a entrenadores especializados, mejores centro de entrenamiento y dedicarse full time a la actividad sacan un cuerpo de ventaja respecto al resto.

Esto no solo pasa en EE.UU sino también en el mundo. Inversión es sinónimo de éxito en el fútbol femenino. Manchester City, Chelsea, OL, Barcelona, Atlético Madrid son ejemplos de eso. Y en base a esa ventaja física, aprovechar los contraataques es fundamental a la hora de jugar y ganar.

En el 2019 NC Courage fue sinónimo de transiciones rápidas y por sobretodo efectivas. Aunque promediaran solo 3.22 contraataques por partido, el 58% de ellos terminaban en remate, un número completamente superior a cualquier otro equipo de la liga. Solo Chicago Red Stars logró un número similar, con un 52%. El resto fluctúa entre el 40 y el 25%.

¿CÓMO CONTRAATACA EL NC COURAGE?

Lo primero a tener en cuenta para entender por qué y cómo el Courage contraataca es su capacidad de recuperar el balón rápidamente: son el equipo que permite menos pases por acción defensiva (7.59).

LEE MÁS: ¿Qué esperar de Houston Dash?

Courage busca presionar alto, quitarle espacios al equipo rival y recuperar la pelota lo más rápido posible.

Presión efectiva. A pesar de perder la pelota, Seattle no encuentra los espacios y Courage defiende efectivamente, tapando posibilidades de pase.

Ya en ataque, Courage aprovecha muy bien la posibilidad de romper líneas y aprovechar espacios. En el siguiente ejemplo, apenas Mewis logra girar con la pelota y romper la presión de Chicago, las atacantes de NC ya toman sus posiciones, generan amplitud y posibilidades de ataque varias, todo bien ejecutado sin la necesidad de ir a máxima velocidad por la poca presión de Chicago.

Pero los preceptos se siguen poniendo en ejecución cuando NC es el equipo presionando alto. Dos jugadoras buscan evitar la salida rápida, fuerzan el pase atrás y la presión continúa. Tras el error forzado, McDonald toma la decisión rápida: cabezazo para pasar a una compañera al vacío. Si bien termina en penal, es un claro ejemplo de como se contraataca rápido.

Y cuando termina en gol, en 4 pases rompen líneas, con movimientos simples, claros y sencillos.

Tras la recuperación del balón, la jugadora eje (Debinha en esta caso) se muestra. Lista para girar y tener la cancha de frente, sin presión.
Con Horan y Brynjarsdottir volviendo al trote, Debinha decide acelerar y romper líneas. Carpenter y Klingenberg también vuelve lento y lejos de la jugada.
Las defensoras centrales ejercen una presión tibia sobre Debinha, que ya tiene dos opciones claras de pase a los costados, habilitadas y sin marca.
Juega a la izquierda y con tiempo y espacio, Williams define

Aquí, la jugada completa:

El nivel físico y técnico de NC Courage son claramente una ventaja respecto al resto de la liga, y va a ser fundamental para sus rivales mantener la concentración todo el partido y evitar que las jugadoras de Courage encuentren espacios. Mientras tanto, si las campeonas mantienen la efectividad a la hora de transicionar, es muy posible que puedan revalidar credenciales en la Challenge Cup.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *